ATE

Categorías
Noticias

En medio de la pandemia los jubilados se encuentran en riesgo

ATE se declara en asamblea permanente y demanda medidas de protección para beneficiarios y trabajadores de la obra social

La Asociación Trabajadores del Estado (ATE)
se declara en estado de asamblea permanente en las oficinas del PAMI en Roca
frente a la falta de medidas restrictivas que vayan en consonancia con lo
dispuesto a nivel nacional para detener el coronoavirus, poniendo en riesgo al
personal, sus familias y los beneficiarios: en la sede no se está frenando la
circulación de público y se producen grandes aglomeraciones, un acto temerario
frente a una población de riesgo como es la de los jubilados y las jubiladas. 

Asimismo, ATE denuncia la disminución de prestaciones médicas esenciales, algo
que debiera estar garantizado en este momento crítico que se está atravesando a
partir de la emergencia sanitaria nacional y la precarización laboral de los
trabajadores. 

Desde el gremio también se recuerda que aun no hay respuesta frente al caso del
nombramiento a dedo que tuvo lugar en Catriel, pasando por arriba de otros
trabajadores que cuentan con más de 11 años de carrera administrativa.

“En la sede del PAMI en Roca se sigue atendiendo a pesar de las restricciones
que deben tenerse en cuenta en el contexto de las medidas por el avance del
coronavirus. El sindicato demanda que la atención se restrinja a guardias
mínimas, algo que no está sucediendo en esta UGL, poniendo en riesgo a las
personas, sus familias y los beneficiarios de la obra social, señaló Rodrigo
Vicente, secretario general de ATE Río Negro. 

El sindicato indicó que además faltan elementos de protección personal, no se
cumple con la desinfección y no se toman medidas para mermar la circulación de
público. 

El dirigente también se refirió a la precarización de los empleados y a la
falta de prestaciones: “Decidimos profundizar las medidas ya que nos preocupa
la salud de los jubilados, que siendo la población más vulnerable no cuenta con
las prestaciones necesarias. Asimismo, los trabajadores que tienen que sostener
esas prestaciones están precarizados y ni siquiera está asegurada la renovación
de los contratos”. 

Desde el gremio se indicó que mientras tanto, se sigue acomodando gente a dedo,
como es el caso de Catriel.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.