• Nacional

    4 de abril de 2020

    La Unión de Aseguradoras de Riesgos del Trabajo (UARTt) ratifica que su compromiso es con sus ganancias

    ATE pide que se incorporen las enfermedades del dengue y coronavirus como se ha planteado a la SRT y al Ministerio de Trabajo.

    En medio de la terrible situación sanitaria y económica que atraviesa nuestro país y el mundo, y luego de incontables reclamos por parte de los trabajadores y trabajadoras, y sus organizaciones representantes, en distintos medios periodísticos aparece el título “Las ARTs cubrirán los casos de coronavirus contraídos por causa laboral”. Nada más alejado de la realidad.

    En su primer párrafo el comunicado de la UART dice Los casos de denuncias de trabajadores afectados por el virus COVID-19 que se encuadren en las actividades consideradas esenciales, donde se verifique que la enfermedad se contrajo por causa directa e inmediata de la ejecución del trabajo, tendrán respuesta del sistema de acuerdo a los procedimientos establecidos.” 

    Cuando dicen “tendrán respuesta del sistema de acuerdo a los procedimientos establecido”, es que difícilmente reconozcan  algo, para llegar a esta conclusión basta con leer la Ley de Riesgos del trabajo nº 24.557 que  dice:

    CAPITULO III

    CONTINGENCIAS Y SITUACIONES CUBIERTAS

    ARTICULO 6° — Contingencias.

     2. Se consideran enfermedades profesionales aquellas que se encuentran incluidas en el listado de enfermedades profesionales que elaborará y revisará el Poder Ejecutivo anualmente, conforme al procedimiento del artículo 40 apartado 3 de esta ley. El listado identificará agente de riesgo, cuadros clínicos y actividades, en capacidad de determinar por si la enfermedad profesional.

    Las enfermedades no incluidas en el listado como sus consecuencias en ningún caso serán consideradas resarcibles.

    …….2 b) Serán igualmente consideradas enfermedades profesionales aquellas otras que, en cada caso concreto, la Comisión Médica Central determine como provocadas por causa directa e inmediata de la ejecución del trabajo, excluyendo la influencia de los factores atribuibles al trabajador o ajenos al trabajo. A los efectos de la determinación de la existencia de estas contingencias, deberán cumplirse las siguientes condiciones:

     i) El trabajador o sus derechohabientes deberán iniciar el trámite mediante una petición fundada, presentada ante la Comisión Médica Jurisdiccional, orientada a demostrar la concurrencia de los agentes de riesgos, exposición, cuadros clínicos y actividades con eficiencia causal directa respecto de su dolencia”.

    Qué es lo que ha instruido la autoridad de aplicación, la Superintendencia de Riesgos del Trabajo en su nota NO-2020-1837020-APN-GG·SRT del 20/3/2020 firmada por el Gerente General Marcelo Néstor Domínguez dirigida a las ART ….” El Decreto de Necesidad y Urgencia N° 1278/2000 en atención a la posible aparición de nuevas patologías de naturaleza profesional no contempladas originariamente, o de evidencias científicas que permitieran establecer el carácter profesional de estas últimas, garantizando la posible modificación a introducirse en el mencionado listado -sin alcance general sino caso por caso-, con respaldo en la opinión técnica de la Comisión Médica Central creada por la Ley N° 24.241, en su condición de máximo órgano jurisdiccional administrativo en dicha materia.” 

    “Proceder de acuerdo a los procedimientos establecidos”, significa que cubrirán la infección por COVID-19 como “Enfermedad relacionada con el trabajo” (si es que lo hacen), no como Enfermedad Profesional, según indica la norma. Esto es lisa y llanamente invertir la carga de la prueba, resultando en que cada trabajador/a (individualmente), deberá demostrar que adquirió la enfermedad mientras trabajaba, tarea que será muy difícil en medio de una pandemia. Mientras, se deberán atender en el Sistema Público de Salud (lo establecido para esta pandemia), pero además, deberán pagar de su bolsillo todas las prestaciones que de otro modo serían  de carga automática para las Aseguradoras (traslados por ejemplo), y la carga del salario y la licencia correspondientes, como posibles incapacidades también quedarían por fuera de cobertura del Sistema de Riesgos.

    Es necesario recordar además que las Comisiones Médicas no están atendiendo público.

    SERÁ  UN ACTO DE ESTRICTA JUSTICIA Y RECONOCIMIENTO REAL, INCORPORAR LAS ENFERMEDADES DEL DENGUE Y CORONAVIRUS COMO ASÍ TAMBIÉN SUS CONSECUENCIAS AL LISTADO DE ENFERMEDADES PROFESIONALES TAL COMO LO HEMOS PLANTEADO A LA SRT Y AL MINISTERIO DE TRABAJO.

     


    Relacionados