• Catamarca

    27 de febrero de 2020

    Dos meses de resistencia y permanencia en los conflictos de Recreo y Valle Viejo

    ATE cuestiona la permanente judicialización e intervención de la policía con la que quieren acallar los conflictos.

    Dos meses de resistencia y permanencia cumplieron la/os trabajadora/s municipales de los municipios de Recreo y Valle Viejo, exigiendo la reincorporación de la/os más de 450 trabajadora/es de planta permanente y contratados despedidos por las autoridades que asumieron en diciembre.       

    “Estamos convencidos que más allá del derecho a la huelga que nos asiste también hay que mantener  la  resistencia y permanencia a este atropello porque estamos  convencidos de que el reclamo que hacemos es justo”, señaló Vicente Martí, Secretario de Interior del CDN, ante la situación que viven ambos municipios desde el pasado 23 de diciembre, día en que comenzaron a producirse los despidos.

    Martí explicó que en Recreo se produjeron 90 despidos de la planta permanente y de 30 contratada/os, que prestan servicios desde hace entre 3 y 8 años. “Aquí hay una ordenanza municipal que es muy clara, en cuanto que estipula que toda/o trabajador/a tiene  derecho a pasar a planta permanente en un período que va de los 6 meses al año, posterior a que se haya dado de alta a su contrato, situación que no fue respetada entre la/os compañera/os contratada/os”.

    A esta situación estrictamente laboral la acompañaron otras tan graves como fueron primero la represión policial desatada contra trabajadora/es que protestaban frente a la sede comunal  (donde hay instalada una carpa) y la posterior detención del secretario General de ATE Recreo, José Herrera, llevada adelante a pedido de un fiscal.

    “Preocupa la actitud autoritaria y prepotente del municipio que desconoce los derechos adquiridos”, dijo Martí, quién también agregó: “esto es tan preocupante como la propia indiferencia del Poder Ejecutivo provincial que ignora la situación y no interviene para hacer valer los derechos de la/os trabajadora/es”.

    Valle Viejo

    Valle Viejo atraviesa una situación similar, desde el día 23 de diciembre cuando las nuevas autoridades comunales despidieron  a 191 trabajadora/es de la planta permanente y otra/os 150 contratada/os.

    “Dese esa fecha hay una carpa de protesta frente a la comuna: 66 días ininterrumpidos donde la/os trabajadora/es piden que se cumpla con sus derechos”, sostuvo Martí, quién además criticó el accionar policial y de la justicia, que por 3 días mantuvieron detenidos a 12 municipales, entre ellos una compañera. “Como en Recreo en Valle Viejo también son rápidos de reflejos para hacer intervenir a la policía y la justicia”, subrayó Martí.

    De acuerdo a la ordenanza municipal de Valle Viejo un/a trabajador/a tiene adquiere el pase a la planta permanente luego de permanecer con contrato durante un lapso de entre 2 y 6 meses. “Toda/os cumplen con este requisito”, subrayó Martí.

    Las medidas de fuerza en la ciudad están siendo acompañadas con numerosas movilizaciones que recorren los 7 kilómetros que unen a la ciudad con la capital provincial.  También hubo una huelga de hambre por parte del delegado municipal de ATE, José Luna.   


    Relacionados